/on/vivir mejor/vida profesional/robot amazon
02 DE JULIO |

Los robots llegan a Amazon para empaquetar pedidos

Amazon comienza a automatizar su compañía con robots. Su primer objetivo: optimizar la gestión de los almacenes de su compañía.

El avance de la robótica es imparable en cualquier tipo de ámbito y el nivel de impacto en el entorno laboral comienza a ser más que evidente. Actualmente, el número de puestos laborales que se han perdido por el reemplazo de las máquinas continúa progresando a ritmos vertiginosos y, un claro ejemplo de esta práctica, puede verse reflejada en la compañía estadounidense de comercio electrónico Amazon.

En este ámbito existen visionarios relevantes de la historia como Isaac Asimov, que pronosticó muchos de los avances relacionados con esta rama de diferentes ingenierías y éstos se han ido cumpliendo a lo largo de los últimos años. Durante la década de los 60’s, este escritor de origen ruso no solo creó numerosas obras relevantes en el género de ciencia ficción, sino también las Tres leyes fundamentales de la robótica, en las que abordó cómo estos autómatas eran una vía para aliviar la carga física de los humanos, en beneficio de su creatividad.

Parece ser que Amazon quiere empezar a utilizar la robótica para poder optimizar la gestión de los almacenes de su compañía, pero ¿hasta qué punto? Lo único que podemos corroborarse es que sus esfuerzos para robotizar cada paso de su negocio son un hecho público y notorio.

Los robots llegan a Amazon para empaquetar sus pedidos- ÓN

Hace unos meses, la sociedad de Jeff Bezos desmintió los rumores sobre la existencia de su almacén 100% robotizado. Un argumento que defendió Scott Anderson, director del departamento de robótica de Amazon, al afirmar que la tecnología de la compañía no llegará tan pronto como se esperaba.

No obstante, esta gran plataforma continua con su plan estratégico de automatizar, a largo plazo, a todos los pasos que son necesarios para que un producto llegue a su destino final: el cliente.

Esta vez, el gigante minorista online ha conseguido automatizar cinco almacenes en Europa y EE. UU. con nuevas máquinas para que empaqueten pedidos hasta cinco veces más rápido que los humanos. Su nueva estrategia comienza en depósitos de Seattle, Milán, Fráncfort, Manchester y Ámsterdam, y ya están considerando activar una docena más de almacenes en los próximos meses.

Con esta apuesta, la tecnología se encargará de analizar productos que salen de las cintas transportadoras para, segundos más tarde, envolverlos en cajas personalizadas para cada artículo.

Con esta apuesta, la tecnología se encargará de analizar productos que salen de las cintas transportadoras para, segundos más tarde, envolverlos en cajas personalizadas para cada artículo.  Estas nuevas máquinas, denominadas CartonWrap, manejan entre 600 y 700 cajas por hora, entre cuatro y cinco veces más rápido que un empaquetador humano.

Este proceso automatizado no solo ahorra tiempo, sino también dinero, además de reducir el desperdicio de materiales y la mano de obra, lo que ha originado que al menos 24 puestos de trabajo hayan sido eliminados. Aunque, Amazon asegura que el objetivo de la automatización está dirigido a “dar un nuevo propósito” a su plantilla para que aprendan a desarrollar las bases de roles más técnicos.

El debate sigue encima de la mesa y solo el tiempo podrá esclarecerlo. Amazon es solo un eslabón más de la cadena que se suma al proceso de la automatización dado que supermercados como Ocado, que ya gestiona sus pedidos a través de robots, y empresas como Continental, que rompe la última milla en la entrega de repartos con vehículo autónomos siguen esta línea para cumplir una de la exigencias más relevantes para ellos: la de los consumidores.

Patricia Moya

Patricia Moya Manzano

Content Junior