/on/moverme mejor/movilidad sostenible/motosharing
14 DE NOVIEMBRE |

La fiebre del motosharing, un servicio cada vez más extendido

Cada vez más empresas ponen a disposición de los usuarios el servicio motosharing. Una prestación rápida, limpia y efectiva para moverse por las grandes urbes. Te contamos todo lo que debes saber sobre esta tendencia de movilidad.

Aquellas personas que residen o trabajan en las grandes urbes saben lo que supone cada día lidiar con los atascos que congestionan las autopistas y carreteras de las ciudades. Por esta razón, cada vez más conductores optan por moverse con vehículos de dos ruedas como una solución definitiva. Este vehículo no solo disminuye las congestiones generales de tráfico, sino que reduce considerablemente los tiempos de desplazamientos, así como las emisiones contaminantes, convirtiéndola en una alternativa ideal a la movilidad sostenible.

La sociedad vive un momento de cambio auspiciado por la mayor conciencia medioambiental y el desarrollo tecnológico. Fruto de ello, muchos usuarios ya prescinden de tener un vehículo propio. Además, si a este hecho se suma la entrada en vigor de diferentes normativas que promueven la movilidad 100% verde, el resultado es la incipiente llegada de diferentes compañías que ofrecen soluciones a través de servicios. Uno de los últimos productos más socorridos es el motosharing. Una prestación que, en los últimos años, cada vez tiene más seguidores. El motivo: su precio reducido, su efectividad para abordar atascos y la facilidad de disponer de sus vehículos en el momento que se necesiten.

Motosharing es un servicio efectivo para abordar atascos- ÓN

Actualmente, sus usuarios pueden disponer de múltiples opciones en donde elegir, dado que en este mercado ya coexisten numerosos competidores. Movo, Muving, eCooltra o ioscoot son algunas de las empresas de motosharing que ya prestan sus servicios en diferentes ciudades españolas.

Movo, la nueva empresa de motosharing de Cabify, es la compañía más reciente y, al igual que sus competidores, nace con un objetivo claro. Los usuarios buscan una forma rápida y limpia de moverse por las carreteras de las urbes. Podrás reservar su moto eléctrica, color azul, modelo, de la marca china, NIU serie N, a través de la app, por el momento disponible solo para IOS. Cuenta con dos cascos tipo jet y su precio es de 22 céntimos el minuto.

Uno de los últimos productos más socorridos es el motosharing. El motivo: su precio reducido, su efectividad para abordar atascos y la facilidad de disponer de sus vehículos en el momento que se necesiten

Por otro lado, Muving y eCooltra, los otros dos operadores de dos ruedas, cuentan con una flota de scooters eléctricas que llevarán al usuario a cualquier parte. Para identificarlas, las primeras cuentan con carrocería en color amarillo y, las segundas, son reconocibles por su color blanco con detalles en azul y verde. A través de la app, el usuario podrá encontrar el punto de scooter más cercano y hacerte con una. En su interior, el usuario dispone de dos cascos y su precio es de 24 céntimos el minuto. En la actualidad está disponible en ciudades europeas como Madrid, Barcelona, Roma o Lisboa.

Ioscoot, sigue la misma línea que sus competidoras. Con una flota ampliada y una nueva app, los usuarios de Madrid y Barcelona podrán identificarlas por su bastidor minimalista en forma de “v” y disfrutarlas por 24 céntimos el minuto.

Además del motosharing, las ciudades también utilizan otros métodos para controlar la emisión de gases. Ejemplo de ello es Madrid, que también controla la circulación de las motos contaminantes, y es una de las ciudades que también ha apostado por la movilidad alternativa para las personas que no disponen de permiso de circulación como es la reciente aparición de los patinetes eléctricos en las grandes urbes europeas.

Patricia Moya

Patricia Moya Manzano

Content Junior