/on/cuidarme mejor/medio ambiente/contaminacion del aire
04 DE ENERO |

Ahora con Google Maps conocerás los niveles de contaminación

Con Project Air View de Google podrás conocer los niveles de contaminación de las atmósfera de la ciudades.

Es una realidad que la contaminación atmosférica representa un importante riesgo medio ambiental para la salud. Cada año, esta gran problemática causa alrededor de siete millones de muertes en todo el mundo según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Actualmente, muchas enfermedades como accidentes cerebrovasculares, cáncer de pulmón, neumopatías crónicas y agudas, entre las que predominan el asma, están derivadas de este problema atmosférico.

Ante este contexto, el gigante Google ha decidido intervenir con Project Air View, una iniciativa en la cual los famosos coches de Street View se encargan de medir en tiempo real las partículas y otros contaminantes de la atmósfera de las ciudades. Si bien, hace unos años, Google Maps y Google Earth lanzaron su revolucionaria prestación que permitía mostrar al usuario una visión panorámica a nivel de calle, ahora Google ha decido dar un paso más con este proyecto.

Los coches Street View de Google equipados con intrumentos científicos- ÓN

Los vehículos de Google Street View están equipados con instrumentos científicos que miden la calidad del aire y se encargan de realizar dos viajes en una zona concreta para capturar las moléculas de dióxido de carbono (CO2), gases como monóxido de carbono (CO), óxido nítrico, dióxido de nitrógeno (NO2), sustancias como el ozono y otras partículas. Además, los automóviles tienen instalados la aplicación de Aclima, que integra hardware de detección, gestión de datos y computación, control de calidad y funciones de visualización que permite generar mediciones y análisis exhaustivos. Una vez cartografiadas las ciudades y monitorizada la calidad del aire con esta tecnología móvil, los científicos se encargan de estudiar los datos para demostrar la relación existente entre la contaminación y la enfermedad causada por ello. Finalizado este proceso, el objetivo general de la ciencia reside en tomar las decisiones oportunas que ayuden a reducir estas cifras.

Esta tecnología puntera ya ha dado el salto desde Oakland a Europa. La primera ciudad europea en estrenarlo fue Londres, seguida de la capital danesa, Copenhague, que el pasado mes de octubre, realizó las primeras mediciones.

Los científicos se encargan de estudiar los datos para demostrar la relación existente entre la contaminación y la enfermedad causada por ello

Con las medidas adoptadas recientemente, cada vez queda más claro que debemos reforzar nuestro compromiso y nuestra responsabilidad de cuidar nuestro planeta y cumplir los objetivos establecidos en el Acuerdo de París y conseguir que, en el año 2050, se puedan salvar alrededor de un millón de vidas. Por esta razón, diferentes países y empresas han puesto en marcha iniciativas que acaben con estas cifras y erradiquen la contaminación del aire. Ejemplo de ello es la capital madrileña, que no solo ha sido pionera en la instalación de detectores de contaminación por movilidad, sino también de controlar la circulación de las motos contaminantes.

Patricia Moya

Patricia Moya Manzano

Content Junior